domingo, 17 de julio de 2011

Sombras ( El amor)



A mi tío abuelo, que ya nació viejo, le cambiaron la sombra el día que se compró su abrigo de pana.  Fue un visto y no visto, cuando se dio cuenta, tenía la sombra de un niño de 10 años. Mi tía abuela, que nunca había tenido hijos, se puso muy contenta y mantenía toda la casa iluminada para no dejar de ver la pequeña sombra. Era una sombra muy cariñosa, y se la pasaba saltando de un lado para otro siempre junto a mi tío abuelo, que poco a poco, veía como se le iban quitando las arrugas y la próstata ya no le daba la lata. A veces la sombra se acuclillaba y parecía que lloraba y mis tíos abuelos se ponían a saltar y a bailar para animarla, porque al fin y al cabo, era una sombra de niño y lo niños tienen esas cosas. Mi tío abuelo, cada vez era más joven pero mi tía abuela, no tenía sombra de niño que la rejuveneciera el cuerpo aunque la de mi abuelo le rejuveneciera el corazón. Ellos llevaban juntos desde antes de nacer, que se pensaron el uno al otro y por eso se encontraron poco después. Y como temían que los estragos del tiempo los separaran, esperaron a que la sombra de niño se durmiera, le dieron un beso y apagaron todas las luces

para siempre.

12 comentarios:

  1. Me encantas me recuerdas a Eduardo Galeano...mi maestro

    ResponderEliminar
  2. Es un texto tierno y mágico, dentro de la sombra. Me gusto mucho ese pensar uno a otro, es precioso.

    Blogsaludos

    ResponderEliminar
  3. Una tristeza vestida con una ternura brillante. Te sigo.

    ResponderEliminar
  4. Un texto precioso. Sin luz no hay sombras. Ese conocerse desde antes de nacer... esos detalles... me gustó mucho
    Saludillos

    ResponderEliminar
  5. Que maravilla de post. Qué final tan feliz y cargado de amor.

    Un placer encontrarla.

    ResponderEliminar
  6. Qué imaginación tienes.
    El final ha sido muy muy grande.

    Un besito

    ResponderEliminar
  7. Es maravilloso. Me encantó. Me lo apunto en mi cuaderno, para releerlo mil veces.
    Gracias por este relato (y por todos).
    Un abrazo de admiración y sonrisas de niño

    ResponderEliminar
  8. Guau!! Citizen!!! Ya no vas camino de, sino que eres una gran microrrelatista. Me han encantado las luces y sombras que has empleado.
    Un abrazo!!!

    ResponderEliminar
  9. "Ellos llevaban juntos desde antes de nacer, que se pensaron el uno al otro y por eso se encontraron poco después."
    Genial, increible, me puso los pelos de punta! Como en Benjamin Button! *-* (ah amo la OST de esa pelicula...aunque no tenga nada q ver xD)
    Besotes!

    ResponderEliminar
  10. Citizen, te confieso que muy pocas veces me conmuevo por un texto, pero lo has logrado. No sé si esto sea bueno o malo, lo cierto es que me dejé llevar por tus palabras como si fueran la verdad de un oráculo.
    Un beso enorme.

    ResponderEliminar
  11. Gracias a todos por vuestras palabras. Siento no estar más presente, pero hay muchos frentes que atender.

    Me alegro que os gustara, lo hago para eso precisamente, así que me doy por satisfecha si he conseguido hacerlo.

    Gracias a todos!!

    ResponderEliminar
  12. Conmovedor, sublime, y lo digo desde el futuro ;-)

    En serio, me quedé sin palabras; inmensa es tu luz.

    besos.

    ResponderEliminar